Atentado a la Embajada de Israel en Buenos Aires

Ocurrió a las 14.45 del Martes 17 de Marzo de 1992. Como saldo dejó 22 muertos y 242 heridos.  

Han pasado muchos años, pero el recuerdo sigue vivo, presente en la memoria de los sobrevivientes y de las familias de las víctimas. Una herida que cada Marzo se reabre. El ataque terrorista a la Embajada de Israel en Argentina ocurrió un Martes 17 de Marzo de 1992 y causó 22 muertos y 242 heridos.

El ataque destruyó completamente la sede de la Embajada y del Consulado, ubicadas en los números 910 y 916 de la calle Arroyo de la ciudad de Buenos Aires. El atentado fue investigado por la Corte Suprema de Justicia, sin identificar ningún sospechoso y sin que hasta el 2020 se haya elevado la causa a juicio. 

El atentado se relaciona cronológicamente con otros atentados terroristas contemporáneos, como el atentado a la AMIA ocurrido el 18 de Julio de 1994 también en Buenos Aires y en el que murieron 85 personas. 

El ataque terrorista se produjo a las 14:45 cuando un furgón Ford F-100 conducido por un suicida fue cargado con explosivos y estrellado contra el frente del edificio de la Embajada de Israel, localizado en la esquina de Arroyo y Suipacha, causando la destrucción de la Embajada, y daños a una iglesia católica y una escuela ubicada en un edificio cercano.

Fue el segundo peor ataque terrorista en la historia de Argentina, después del atentado terrorista contra la AMIA en 1994, y el peor ataque contra una misión diplomática israelí. Los autores del ataque se cree que ingresaron al país a través de la región llamada triple frontera, el área donde confluyen las fronteras de Argentina, Paraguay y Brasil.