Unión Europea y la contaminación vehicular.

Todavía hay algunos fabricantes que siguen sin regularizar sus emisiones de carbono, teniendo en cuenta que para este año la Unión Europea estableció una nueva ley referida a la contaminación vehícular. La nueva regulación establece que las marcas de autos están obligadas a que sus vehículos vendidos en Europa durante 2020 no generen en promedio más de 95 gramos de CO2 por kilómetro recorrido. En caso de ser así, serán sometidos a multas que podrían elevarse a miles de millones de euros. 

Hasta ahora, las compañías que vienen cumpliendo con el objetivo son, el Grupo PSA, Volvo Cars, FCA, Tesla y BMW mientras que Renault, Nissan, el grupo Toyota Mazda y Ford todavía tienen que cubrir una pequeña brecha de dos gramos de CO2 por kilómetro para lograrlo y las compañías como Volkswagen, KIA, Hyundai, Daimler y Jaguar Land Rover están por debajo del objetivo a cumplir. En concreto, Volkswagen Group se encuentra a cinco gramos, mientras que KIA y Hyundai están a tres y siete gramos, respectivamente. Más lejos están Daimler  con 9 gramos y Jaguar Land Rover con 13.